Preocupa en La Paz operación ambiental de la CFE

En al menos 241 días de este año, los habitantes de La Paz, Baja California Sur, se han despertado respirando aire de mala calidad, de acuerdo con estudios del Centro de Energía Renovable y Calidad Ambiental (CERCA).

Desde septiembre de 2018, esta organización civil advierte sobre la presencia de partículas dañinas como dióxido de nitrógeno, dióxido de carbono, azufre y ozono debido al uso de combustóleo en la termoeléctrica de la Comisión Federal de Electricidad de La Paz.

La Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COEPRIS) ya solicitó oficialmente un informe a la CFE y a la Semarnat sobre estos riesgos.

La quema de este hidrocarburo, según la Organización Mundial de la Salud, provoca más riesgos para la población de contraer enfermedades respiratorias como asma, bronquitis, alergias y hasta cáncer.

A pesar de que el municipio cuenta con cuatro estaciones de monitoreo ambiental, desarrollados por ingenieros de la Universidad Autónoma de BCS y de la Universidad Tecnológica de La Paz, aún no hay datos que relacionen estos contaminantes con enfermedades, por la falta de coordinación con la Secretaría de Salud local, según explicaron los ingenieros responsables de los proyectos universitarios.

#TÚQUÉDICES