Sirven a la Nación, pero ocultan bienes

Tres coordinadores de los Siervos de la Nación no han presentado su declaración de bienes patrimoniales que la ley exige a todos los servidores públicos.

Se trata de Josué Farelas Pacheco, hijo del líder de la Confraternidad Nacional de Iglesias Cristianas Evangélicas (Confraternice), quien cobra como servidor público al mismo tiempo que es asesor jurídico de la asociación evangélica que dirige su padre, Arturo Farela, según reveló Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad. Los otros dos, también miembros de Cofraternice y coordinadores en la Secretaría del Bienestar, son Ricardo Camarero Salcedo y el pastor Roberto Vital Pineda.

Los tres miembros de la Iglesia Evangélica, organización cercana al Presidente Andrés Manuel López Obrador, han omitido hacer su declaración como servidor público según consta en el sitio Declaranet.

De acuerdo con los artículos 32 y 33 de la Ley General de Responsabilidades Administrativas, todos los servidores están obligados a presentar declaraciones patrimonial y de intereses. El artículo 33 refiere que la declaración de situación patrimonial deberá presentarse en un periodo de 60 días naturales al ingresar al servicio público por primera vez. Farelas Pacheco aparece en la nómina del gobierno como coordinador de los Servidores de la Nación, con un sueldo bruto por 73,507 pesos; en tanto Camarero Salcedo y Vital Pineda tienen un ingreso mensual bruto de 10 mil 217 pesos.

#UNDETALLITO